inspiración, herramientas, ideas y reflexiones

Una muestra de producto infeliz: Té de Lipton

Una amiga se fue recientemente a una féria. Entre otros expositores hubo un stand de Lipton. Como ella sabe que soy una gran fan del té, me pilló unas muestras de productos y me las llevó a la oficina. Y de repente tuve mi primer ejemplo de una muestra de producto malpensada. Por lo menos desde el punto de vista ecológico.

En la foto veis el sobre que me regalaron. He puesto un boli al lado para que se pueda apreciar la medida. 13×13 cm de… aluminio. O sea, ya por si solo no es la mejor opción a la hora de empaquetar productos. Claro, des del punto de vista del marketing hay bastante espacio para meter texto y es imposible no verlo por ser tan grande.

Entonces, llena de esperanzas por tomarme una buena tetera llena de té con auténticos trocitos de vainilla y caramelo (como me explica el sobre enorme), abro al sobrecito y tengo una gran sorpresa:

Al final final del sobre yace una pequeña bolsa con té. El aroma es impresionantemente bueno, pero me duele el alma al ver tanto material de embalaje desperdiciado para… aire. Sobre todo al calcular cuantos de estos pequeños sobrecitos se habrán fabricado para estar en la feria.

Añado otra foto que muestra un poco mejor las medidas del sobre y del contenido: El té pesa 1,7 gramos. La bolsa debe estar por el mismo peso. Por qué no se ha podido encontrar otra solución?

Conclusión? Si tu empresa realmente quiere obsequiar muestras de producto a la gente, intenta recordar los siguientes puntos a la hora de elegir la presentación:

¿Qué materiales se utilizan no solo en el producto mismo, sino en la presentación, o sea en el embalaje?
¿Existe quizás un material menos tóxico que el que estamos utilizando?
¿Cuánto espacio ocupa el producto? Al fin y al cabo el transporte (y por lo tanto, cuantos vehículos son necesarios para transportar el mismo peso) también influye en la huella de carbono.
Si el material es poco común (no estoy segura de si el embalaje es de aluminio o de plástico, o de ambos), asegúrate de que está claramente indicado en la muestra en qué contenedor hay que depositar los restos.
Y en el caso de Lipton: ¿por qué no poner una bolsita de té dentro de una pequeña bolsa de plástico (por el aroma) y entregarlo junto con un folleto?

PS: Mandé este contenido por email a Unilever, que es el dueño de la marca de Lipton, a info.spain@unilever.com. Ya veremos si hay respuesta.

Actualización: 24/07/2011, hasta hoy, no he recibido respuesta. Triste.

3 respuestas a Una muestra de producto infeliz: Té de Lipton

    • Hola Ana, creo que es un problema de las ferias y muestras de producto en general, y no tanto del producto en si. Lo que se utiliza (y tira) de plástico en las ferias es impresionante. Pero vamos, más gente que lo comenta y se queja, más probabilidad que las empresas se den cuenta. Que el problema no es distribuir una muestra, el problema es como se presenta y que recursos utilizar.

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close